romerberg

frankfurt

fin de semana en frankfurt am main

(o Fráncfort del Meno)

Este post se lo quiero dedicar a mis amigos Mercè y Giulio, por su calurosa acogida y hacer de cicerones durante estos días. Frankfurt es un destino perfecto para un fin de semana tanto si vives en Múnich como si estás recorriendo Alemania. Esta ciudad ofrece mucho más que el centro financiero y el símbolo del Euro! ¿Listos?

_CÓMO LLEGAR_

*COCHE: Frankfurt se encuentra a unos 400 Km de Múnich y se tardan más o menos 4 horas en llegar. Se puede llegar por a A8 pasando por Ausburgo, Stuttgart, Karlsruhe y Heidelberg (viaje que se puede hacer en 2 o 3 días haciendo varias paradas para visitar esas ciudades) o, más directo, por la A9, pasando por Nuremberg y Wurzburg.  Si no tenéis coche propio podeis alquilar uno (si vais a hacer paradas para visitar ciudades en el camino) o usar BlaBlaCar, donde el trayecto cuesta unos 25€/persona.

*TREN: Si viajas solo y quieres un trayecto más directo y rápido lo mejor es comprar un billete de ICE (tren rápido, como el AVE en España) en la web de Deutsche Bahn, ya que si se compra con tiempo pueden salir bastante baratos. También podéis comprar billetes de trenes regionales pero no es especialmente barato, hay que hacer cambios y se tarda lo mismo que en coche o bus. Os recuerdo que Frankfurt se encuentra en el Estado de Hessen, por lo que el Bayern Ticket que he comentado en otros post de Baviera no os va servir! Por otro lado, si viajáis en grupo y en fin de semana, igual os puede interesar el Schönes Wochenende Ticket!

*BUS: La empresa FlixBus oferta una enorme variedad de horarios y precios (entre 20€ y 40€), aunque hay trayectos que pueden durar hasta 6 o 7 horas!

Nosotros nos decantamos por la opción de BlaBlaCar por los horarios, el precio y la duración. Tanto a la ida como a la vuelta tuvimos muy buena experiencia así que lo recomiendo sin duda alguna!

_ALOJAMIENTO_

Frankfurt, como otras muchas grandes ciudades en Alemania, ofrece muchos tipos de alojamiento para todos los gustos y colores: hoteles, hostales, B&B y Airbnb. Nosotros tuvimos la mega suerte de poder alojamos en casa de nuestros amigos (que son unos pedazo de anfitriones) pero cada viajero deberá escoger el que más le convenga según sus necesidades y el dinero de su bolsillo. En cuanto a la ubicación: yo recomendaría alojarse cerca del centro de la ciudad para evitar usar el transporte público pero, de no ser así, tampoco pasa nada porque todo está muy cerca. De todos modos, donde si recomiendo NO alojarse es cerca de la Estación de Trenes (Hauptbahnhof), ya que es el peor barrio de toda la ciudad y donde encontraremos el mayor número de personas sin hogar y gente pidiendo en la calle.

_GASTRONOMÍA Y RESTAURANTES _

La gastronomía alemana en general sueler ser muy similar: mucha carne, mucha salchicha, mucha patata…y mucha cerveza! Sin embargo según la región a la que vayamos podemos encontrar platos concretos que hay que degustar sí o sí. Por otra parte, algo que  me llamó mucho la atención fueron los tipos de cerveza…ahora os cuento!

-Frankfurter Würst: como no, la típica salchicha de frankfurt de toda la vida! Una curiosidad: estas salchichas no se cocinan, sólo se cuecen en agua caliente unos 10 minutos…y listo! Igual que las Weisswürstl de Múnich! Como acompañante no pueden faltar las patatas fritas (Pommes)!

-Frankfurter Rippchen: es como una chuleta de cerdo cocida en caldo de carne. Como acompañante podemos pedir chucrut (Sauerkraut), puré de patatas (Kartoffelpure) o patatas al horno (Bratkartoffel)

-Grie Soß: es una salsa verde tradicional que está elaborada a base de 7 hierbas diferentes: berro, perejil, perifollo, borraja, pimpinela, acedera y cebollino.  Suele venir acompañada con huevos duros. Un plato, cuanto menos, curioso!

-Fleisch mit Käse: el nombre me pareció muy curioso ya que, si lo traducimos literalmentre, significa “carne con queso”, lo que deduje que iba a ser similar a un plato que también hay en Múnich que se llama “Leberkäse“. Y así fue! Es un trozo de carne similar al de una salchicha pero con especias y bastante más grande. Se puede encontrar con queso o sin, y se suele servir con patatas al horno  (Bratkartoffel).

-Bethmännchen: y ahora viene el postre! Podéis pedir este dulce tradicional hecho, como muchos otros en Alemania, a base de mazapán al que se le añaden almendras.

-Apfelwein: es la bebida regional por excelencia. Muy similar a la sidra, es una bebida (alcohólica) extraída por la fermentación etílica del zumo de manzana.

-Cerveza: Aquí no existe la famosa Helles o Lager que pedimos siempre en Baviera y que tan rica sabe. Aquí lo más parecido lo llaman Pils y, a mí, me sabe bastante diferente. También podéis probar la cerveza Weizen, a base de trigo, y con un sabor algo más fuerte.  La cerveza típica de Frankfurt es la Schöfferhofer, así que no os vayáis sin probarla! También me dí cuenta de que no tienen Radler (la mítica clarita de limón en España), pero puedes pedir cerveza con limón, que al fin y al cabo es lo mismo!

(Apfelwein – fuente:Wikipedia)

*RESTAURANTES:

En este caso os voy a recomendar los dos mejores de toda la ciudad aunque, depende del ritmo de turismo que llevéis, yo dejaría estos para cenar y durante el día comería en cualquier otro lugar que os venga de paso.

-Frau Rauscher Apfelweinwirtschaft: Restaurante típico situado en el centro de la fiesta. El lugar es bastante grande y está decorado con cosas típicas de la región. Se come bastante bien y de precio no está mal. Las raciones son bastante grandes por lo que para la gente que no come mucho, optaría por compartir un plato y un entrante entre 2 (tienen menú de niño (Kindermenu), pero sólo para niños hasta 12 años). Dirección: Klappergasse 8, 60594 Frankfurt am Main – web – teléfono: +49 (0) 69 26957995

-12 Aposteln: Otro restaurante típico con decoración muy cuidada y regional y con un ambiente mucho más tranquilo que el anterior. Si cenáis aquí no os podéis ir sin probar su cerveza artesanal! Dirección: Rosenberger Straße 1, 60313 Frankfurt – web – teléfono: +49 (0) 69 28 86 68

-Atschel:  Restaurante más pequeño que los anteriores y que se llena enseguida, por lo que hay que ir con tiempo. También está situado en la zona de  Sachsenhausen , por lo que es ideal para ir a cenar y luego tomarse una copa en cualquiera de los bares de alrededor. Otra cosa a tener en cuenta es que la cocina abre sólo hasta las 22:30! Dirección: Wallstraße 7 · 60594 Frankfurt am Main – web – teléfono: +49(0)69 – 61 92 01

_CÓMO MOVERSE_

En cuanto al transporte público, Frankfurt es una ciudad muy similar a Múnich, donde podemos encontrar: metro (U-Bahn), tranvía (Tram), bus (Bus) y tren rápido (S-Bahn) para movernos a cualquier lugar de la ciudad. El servicio de transporte público nocturno es más limitado pero sí que hay, aunque a una de malas siempre podemos usar un taxi. En la web de la Rhein-Main-Verkehrsverbund (disponible también en Español) podéis encontrar las tarifas, planos, rutas y cualquier información que necesitéis. Los precios de los trayectos y las tarifas depende de la ruta así que lo mejor es informarse en la web o en cualquiera de las maquinitas que veréis en las estaciones.

Lo que encontré curioso del transporte público en Frankfurt es que el metro hace también trayectos no subterráneos por lo que se puede confundir muy fácilmente con el tranvía! Aunque está bien señalado, no está de más prestar atención.

_QUÉ VISITAR_

Debe de haber múltiples rutas para recorrer esta ciudad pero os voy a contar a groso modo lo que no os podéis perder:

Sea donde sea que os alojéis yo empezaría el recorrido desde la Estación de Trenes (Hauptbahnhof), ya que en sí también merece una visita porque es muy bonita (sobre todo comparada con la de Múnich!). Luego hay que ir por la calle Kaiserstrasse hasta llegar al Parque Gallusanlage, donde ya nos toparemos con varias torres de edificios y, un poco más a la derecha, con el emblema de la ciudad: el símbolo del, situado justo enfrente de la Euro Tower. A la izquierda de esta torre encontramos la Torre de Commerzbank y justo al lado de ésta la Taunusturm. El edificio que encontraremos a la derecha del € mirándolo de frente es la Ópera, aunque es más bonita la que veremos más adelante. Luego pasearemos por los jardines que quedan a nuestra izquierda (Taununsanlage) y justo enfrente encontraremos la Main Tower. Si queréis ver el Skyline de la ciudad sólo lo podréis hacer desde esta, ya que es la única a la que está permitido subir. El ticket de entrada para subir cuesta 7,5€ y se pueden comprar allí mismo, o también online. Los horarios son diferentes dependiendo de la época del año así que lo mejor es que echéis un vistazo a la web para ver cuándo os viene mejor.

(Main Tower desde abajo)

(Main Tower desde arriba – Fuente: Mercè)

(Torres del Deutsche Bahn y del Deutsche Bank)

Una vez hayáis disfrutado de las bonitas vistas, habrá que pasear el parque Taununsanlage hasta llegar a la calle con el mismo nombre y recorrerlo hasta llegar a un edificio muy bonito e histórico: la alte Oper (la Ópera antigua de la ciudad) situada, lógicamente, en la Operplatz. Aquí es muy posible que encontréis mucho ambiente ya que suelen poner puestos del vino típico de la ciudad. Luego recorreréis la Grosse Bockenheimer Str. hasta llegar a Borsenstrasse donde, andando un poco hacia la izquierda, encontraremos el edificio de la Bolsa y una figura similar al Toro de Wall Street de Nueva York.  Retrocediendo un poco sobre nuestros pasos y caminando por la Bieberstrasse llegaremos hasta Hauptwache. Una vez llegados aquí recomiendo acercarse a la Ziel Strasse (calle principal de compras y consumo) y entrar al centro comercial My Ziel. Lo reconoceréis porque tiene una fachada con un “agujero” en ella y un interior cuanto menos curioso! Si entráis y subís directamente al 4 piso (se sube directo por las escaleras mecánicas), girando a vuestra derecha y justo al lado de la enorme cristalera que da a la calle encontraréis en el suelo un mapa enorme de la ciudad. Es bastante curioso estar de pie “sobre la ciudad” donde puedes reconocer todas las calles y lugares. Una vez salgamos habrá que ayudarnos de Google Maps para callejear un poco hasta llegar a la Berliner Str. donde encontraremos la Paulskirche (Iglesia de San Pablo) y, muy cerca, el Ayuntamiento de la ciudad, situado en la Romerberg. Esta plaza es uno de los lugares que más me sorprendió de la ciudad, ya que nunca había visto fotos de ella y, sin embargo, es la que más historia transmite. Situado justo al lado del Ayuntamiento y de la Catedral, es uno de los pocos lugares donde podemos ver la construcción de casas con fachadas con entramado de madera y vivos colores, muy similar a los pueblos típicos Alemanes como Rothenburg ob der Tauber. Es una plaza con muchísimo ambiente (y muchísimos turistas) que bien merece una visita.

(Oper)

(Romerberg)

De ahí entramos en la Catedral (Dom) y, tras una visita, callejeamos hasta la Mainkai, la calle paralela al río Main. Caminando en dirección hacia la Estación de Trenes y dejando el río a mano izquierda pasaremos por Eiserner Steg, el puente de hierro famoso de la ciudad. Muy cerca encontraremos barcos en la orilla del río que bien pueden ser restaurantes, barcos para hacer turismo o barcas privadas. Podéis cruzar el río por el Eiserner Steg y, una vez cruzado girar a mano izquierda y caminar por la Sachsenhauser Ufer hasta llegar a Elisabethenstrasse.

(Eiserner Steg)

Si os organizáis el día para llegar aquí a la hora de cenar, habréis hecho BINGO! Este barrio se llama Sachsenhausen y es la zona por excelencia de fiesta, bares y restaurantes donde degustar comida tradicional de Hessen. Creo que no hace falta que os diga donde ir porque la música y el barullo de la gente os guiará hacia el bar que más os apetezca dependiendo del estilo de música que queráis escuchar. Por si acaso, aquí os dejo el mapa de la zona de fiesta:

CURIOSIDADES

*City Beach: Si vais en verano, tenéis varios días y queréis disfrutar del buen tiempo en arena y piscina, no os perdáis el City Beach, una terraza en lo alto de un aparcamiento de 4 plantas en medio de la ciudad donde puedes disfrutar de 2 piscinas, hamacas, sombrillas, mesitas, arena real y muy buen ambiente! Por supuesto, comida y bebida disponible! La entrada es gratuita de Lunes a Viernes hasta las 17:00 y después sólo 4€! Lo mejor es que abre hasta las 00.00am y tienen actividades diferentes a lo largo de la temporada de verano. Podéis encontrar más info en su web.

*Porcelana Meissen: Si queréis llevar algún souvenir o recuerdo de Frankfurt os recomendo llevar una pieza de porcelana, normalmenten en forma de jarrón. Es el producto más tradicional que vais a encontrar ya que se hacen en una fábrica que tiene una antigüedad de más de 300 años y todas las piezas están pintadas a mano! Si queréis aseguraros de su autencididad fijáos que haya una marca con dos espadas cruzadas.

*Gerippten o Bembel: Otro souvenir más económico puede ser un vaso de cristal (Gerippten) donde normalmente se sirve el famoso Apfelwein. Si queréis el pack completo podéis comprar también la jarra (Bembel).

*Seligenstadt,: Si tenéis algo de tiempo y aún no habéis recorrido ningún pueblecito típico alemán os recomiendo pasar una mañana en Seligenstadt, un pueblecito a 30 minutos de Frankfurt. Se puede llegar muy fácilmente en tren y se recorre a pie en 2 o 3 de horitas (un poco  más si queremos comer, tomar un café o disfrutar del pueblecito). El botánico es visita obligatoria por las cientos de plantas que tienen (muchas de ellas medicinales) y por los jardines!

 

Anuncios